Mi querida y amada novia me hace un delicioso pete y es que es muy buena para ello, así que la otra vez la puse a chupar mi pija y se la metió hasta el fondo de su boca, me la chupa con muchas ganas hasta que ya no puedo más y acabo por eyacular a chorros encima de su cara y sus tetas que le queda llenas de leche caliente.

Descargar Vídeo